Veradia.com | Un sitio de Noticias

Domingo 25 de Agosto
Actualizado: Sábado 24, 08:59 Hs.
Inicio Ultimas Noticias Videos Archivo Salliqueló Tres Lomas Deportes
 
TRES LOMAS
Guillermo Donari presentó su libro "El pedestal vacío"
Es la cuarta obra del historiador treslomense que entrelaza dos historias paralelas y relacionadas entre sí: la creación del club Deportivo 17 de Octubre en Tres Lomas y la inauguración del Monumento a la Libertad en Salliqueló.
Imprimir Enviar Nota | Reducir Tamaño de Texto Tamaño de Texto Normal Aumentar Tamaño de Texto
  AUDIO. Guillermo Donari.  
Guillermo Donari presentó su libro
El historiador treslomense Guillermo Donari presentó el viernes por la noche su cuarto libro, “El pedestal vacío”, en el salón contiguo al Cine Español de Tres Lomas (ex sastrería de don Ademar Hernández). Lo acompañaron el joven Agustín López y el historiador Juan José Estevez, autor del prólogo de esta nueva investigación.

Ante un auditorio conformado por familiares, amigos, funcionarios y periodistas, López y Estevez precedieron al autor en el uso de la palabra. Después de agradecer la convocatoria, el joven López se refirió a la investigación de Donari: “Queda claro en tu obra –dijo dirigiéndose al autor- tu posicionamiento político, tu ideología y tus valores. Y también tus deseos, porque seguís reclamando el deseo de poder debatir el verdadero significado del pedestal que está en la vecina ciudad de Salliqueló”.

Juan José Estevez, historiador trenquelauquense y autor del prólogo del libro presentado el viernes, se refirió a su participación: “Es un compromiso que asumí con orgullo y placer y me posibilitó incluir un trabajo a modo de bonus track, un análisis del contenido de una canción de la compañera María Elena Walsh relacionándolo con este tiempo histórico que bien describe Grillo con ejemplos concretos de nuestra zona”.

“Primer Monumento a la Libertad Recuperada y el intento por desperonizar al país –leyó Estévez. Dice mi amigo: ‘constituyó una triste página de nuestra historia’. Seguramente habrá pensado, después de haber escrito la invitación, en corregirla. Porque los intentos por desperonizar al país más que en una triste página se han acumulado en una enorme colección de varios tomos, que algunos siguen escribiendo hasta nuestros días”.

“En tiempos en los que se pretende una vez más poner al peronismo como culpable de los males nacionales y causante de la grieta que ellos alimentan desde antaño, en estos tiempos se hace más necesario que nunca que las mentes esclarecidas como la de Guillermo Donari traigan a la luz estos hechos, refresquen nuestra memoria y nos convoquen a la reflexión poniendo claro sobre oscuro en la patria grande, justa, libre y soberana que nos debemos los argentinos” redondeó Estevez, leyendo el final de su prólogo.

Ambas intervenciones fueron lo suficientemente extensas como para que el propio autor fuera el más sintético y anticipara que no hablaría demasiado. Donari comenzó diciendo que “el libro lo dice todo y yo no voy a abundar en detalles” y a continuación explicó por qué de las dos historias que cuenta en su obra, eligió una de ellas para el título y sus fotos de tapa y contratapa: “Creo que el pedestal sigue vacío por una causa. Y sigue habiendo una disputa de poder no resuelta en el distrito de Salliqueló como en muchos lugares del país. Salliqueló es sólo un ejemplo y así lo tomo, no es una mirada inquisidora sobre el vecino pueblo en el cual tengo muchos amigos. Es una mirada que intenta, en terreno local, pensar en lo que sucedió en toda la Argentina. Creo que no cuento una excepción, creo que cuento la sistematización de una práctica que desde la caída de Perón en el ’55 se fue dando. Con el decreto que prohibía el nombre de Perón, la marcha peronista, los símbolos. Pero en el caso de Salliqueló va más allá de eso y en el año ’56 se inaugura un Monumento a la Libertad con una comisión muy grande”.

El historiador también explicó su decisión de no dar nombres propios para contar la historia: “Sería demasiado injusto, porque esto tiene que ver con lo que sucedió en todo el país y no solamente lo que sucedió en el querido pueblo de Salliqueló. Cuando uno ve la comisión que erigió el monumento se va a dar cuenta que era muy grande: 38 miembros. Y segundo que pertenecían a instituciones poderosas de la localidad. Tercero que hubo un partido político que debiendo haber recordado que Irigoyen también cayó por un golpe de estado en 1930 y por hacer las cosas bien, no por hacerlas mal, habiendo cosechado esa experiencia dolorosa, participa de la construcción de ese monumento”.

Donari repasó los acontecimientos anteriores a la inauguración del monumento, el contexto posterior y también la historia más reciente. El frustrado intento de cambiarle las placas impulsado por el bloque peronista en 2005 y otras iniciativas posteriores: “Los mismos concejales decían que las fuerzas vivas aconsejaban no innovar. El monumento estuvo ahí hasta febrero de 2011 cuando un tal Comando Cacarulo lo derribó. Lo digo así porque recibí un libro que tiene un capítulo que se llama 36 segundos y cuenta cómo en ese lapso este ridículo Comando Cacarulo destruye el monumento en Salliqueló. Se intentó reemplazar con pico y maza lo que debería haber sido conciencia, militancia, política y debate”.

Para el autor de “El pedestal vacío”, la cuestión irresuelta del monumento destruido tiene que ver que lo que llama ‘el poder real’. “La cuestión es que el pedestal está vacío y tampoco hoy se encuentran las formas políticas de salir de esa situación. Y no se encuentran, interpreto, porque no hay consenso entre los sectores populares de Salliqueló. Posiblemente haya consenso político, entre los concejales que representan al pueblo. Pero donde abren el juego y consultan al poder real, la cuestión es no innovar. Ahí está, el pedestal vacío sigue interrogándonos”.

En el final, Donari aseguró que “la verdad absoluta no existe, lo que existe es la interpretación de los hechos. Quizás con estos mismos datos otro puede llegar a conclusiones diferentes y son tan válidas como las mías. Hay interpretación de los hechos por lo tanto hay múltiples verdades, pero cuando el poder absoluto se adueña de la verdad, la hace sentir como la verdad de todos. Y esa verdad de unos pocos pasa a ser la verdad de todos, y quien se quedó sin pronunciar su verdad parece que la perdió. Eso le sucede al proyecto del peronismo de Salliqueló en 2005: no puede pronunciar su verdad y se termina naturalizando un monumento que tiene un claro contenido político. Y la naturalización del monumento –lo conocían como el monumento al helado- también es una afrenta. Porque lo que termina escondiendo esa naturalización, es el origen político del monumento. Ese es el debate que tiene que dar toda la sociedad argentina, no sólo Salliqueló. La pregunta es cuántos debates nos debemos y cuántos pedestales vacíos tiene hoy la sociedad argentina”.

“Cuando el poder real interpreta un hecho, e impone una verdad, niega al otro y su verdad. Y en la negación de la verdad del otro hay una derrota de la democracia. Por todas estas cosas escribí “El pedestal vacío” y ahora espero sus críticas, bienvenidas sean porque para eso está escrito” redondeó finalmente el autor. A continuación, el micrófono se abrió para varias intervenciones de los presentes, que en un clima casi familiar expresaron felicitaciones a Donari y aportaron opiniones y reflexiones. Luego, Donari entregó algunos ejemplares de cortesía.
Sábado 15 de Octubre de 2016 | Etiquetas: Tres Lomas, Libro, Monumento
Más leídas
Las notas más leídas de la semana:
Atiende la VTV en Salliqueló
Cartelera del Cine de la Sociedad Italiana
Vuelve el Prokart Salliqueló al circuito Miguel Ángel Solari
Hernández expresó su pesar por el fallecimiento del Intendente de Hipólito Yrigoyen
El deportista doblemente amputado Pablo Giesenow brindó una charla motivacional
Inicio | Últimas Noticias | Videos | Archivo | Deportes |   | Cómo Anunciar | Contacto | Versión Móvil
Seguinos en Facebook Seguinos en Twitter Seguinos en YouTube el informador
Desarrollado por